El Congreso le envió una legislación al presidente