Gobernador advierte que la emigración aumentará si no se ataja la "crisis humanitaria"

Por   |  Lunes, 25 Septiembre 2017
El gobernador Ricardo Rosselló.

El gobernador Ricardo Rosselló. Redaccion

Advirtió a Estados Unidos que si no llega ayuda a la isla, la emigración a los estados aumentará.

 El gobernador Ricardo Rosselló Nevares dijo el lunes que Puerto Rico está cerca de una crisis humanitaria y advirtió a Estados Unidos que si no llega ayuda a la isla, la emigración a los estados aumentará.

De acuerdo al gobernador, si Estados Unidos no atiende la situación de Puerto Rico consiente de los retos de infraestructura y fiscales que el país enfrenta, no solamente se creara una crisis humanitaria, sino que gran parte de los puertorriqueños terminarán instalándose en alguno de los estados.

“La crisis humanitaria está cerca, pero la podemos evitar o la podemos mitigar. Pero necesitamos los recursos para hacerlo. Nosotros ya habíamos hecho un sinnúmero de esfuerzos para tener liquidez en el Gobierno. Teníamos sobre dos billones de dólares en liquidez, pero era literalmente trabajando mes tras mes, añadiendo un poquito a la caja limitando nuestros gastos y aumentando los recaudos. Ahora, todos los recaudos se van a ir ajuste. Nuestro Gobierno no tendrá recaudos por los próximos meses”, dijo el gobernador en conferencia de prensa.

“Si no tenemos los instrumentos apropiados o la flexibilidad apropiada para evitar una crisis de salud pública o para que la comida siga llegando o que no podamos energizar áreas de infraestructura critica,   entonces nos vamos a enfrentar a la crisis humanitaria”, añadió.

El primer ejecutivo recibió la visita del Senador de Florida ante el Congreso de Estados Unidos, Marco Rubio, del comandante de la Guardia Costera, almirante Paul Zukunft, el ayudante del presidente de Estados Unidos, Tom Bossert y el administrador de la Agencia federal para el Manejo de Emergencias (FEMA), Brock Long.

“Los retos que tenemos aquí en Puerto Rico no son comparables con Texas y con Florida. Porque aquí no tenemos autopistas interestatales. Dependemos de los puertos y de los aeropuertos para reconstruir el daño que hizo este huracán. Nuestra prioridad es reabrir los puertos para recibir la ayuda y reconstruir a Puerto Rico. Esto no va a pasar de la noche a la mañana. Esto será un maratón. En Texas y en Florida recuperarnos fue mucho más fácil de lo que será en Puerto Rico, pero nos vamos a recuperar”, expuso por su parte el almirante Zukunft.

“Yo creo que la respuesta y la recuperación será sin precedentes. Tengo toda la fe y la confianza en Puerto Rico. El presidente Trump me pidió que viniera aquí y atestiguara el daño. He visto el gran daño y va a ser una recuperación larga y difícil, pero estamos comprometidos”, señaló por su parte el ayudante del presidente Donald John Trump, Tom Bossert.

“Estamos trabajando incansablemente, no solamente en Washington D.C, sino que tenemos más de 10 mil empleados trabajando para asegurarnos que el gobernador cumpla sus objetivos de recuperación. Tenemos mucho trabajo por hacer. No solamente recibieron impacto en las comunicaciones aéreas, lo que dificulta la llegada de aviones, sino que tenemos daño en la infraestructura de las telecomunicaciones, pero estamos trabajando para restituirlo”, mencionó el administrador de FEMA, Brock Long.